domingo, 15 de mayo de 2011

Rouge et Noir.(con voz)


Rouge et Noir en la voz de Blanca. Gracias preciosa.

Cuando tu mirada
se hunde en mi mirada,
hasta tocar,
en mi ser más profundo,
el alma entre tus manos.


Quisiera colocar
mi cabeza en tu hombro,
y cerrar los ojos, imaginando
que nos pertenece el tiempo.


Y encerrar la memoria,
ahí, en el hueco del cuello;
Huyendo a jamás
entre la dulzura de tu piel
y la caricia del color dorado,
vertiginoso, luminoso….


Me abandono
-confesión absoluta-
al cuerpo que me ofrece
el insomnio y el tiempo.
Alma delirante y perdida.


Aquí están nuestras manos,
sangre entremezclada,
bocas palpitantes,
entre los brazos un universo
por fin disuelto.


El aire irradiante, grita, embriagado del abismo.

8 comentarios:

Respirando entre palabras. dijo...

Que bonito!!! y que voz mas linda.
Felicitaciones!
Besos

Blanca dijo...

Gracias José María ha sido todo un Honor poder declamar tus maravillas letras. Tus poemas se anidan muy despacio en el corazón hasta alcanzar al alma.

Mis Besos Agradecidos

ana dijo...

Desde luego hoy ha sido un auténtico placer pasarme por aquí, mi querido amigo, leerte y escucharte en esa voz que se ha acoplado a la perfección a tu poema...

Un trabajo precioso.

Gran ovación y gran besazo...

Aglaia... dijo...

Para delirar y no salir del trance... Sublime y sensual.

Besos,

Elcaligrafista dijo...

"El aire irradiante, grita, embriagado del abismo", si esta frase no fuese tuya me hubiera gustado que sea mia....

Poeta, la poesía siempre te habita.

un abrazo.

Michel Martínez Deb dijo...

que increibles versos y que increible voz para darle vida ..se agradece ..me a gustado mucho ..Michel

www.micheldeb.tk

www.lamalapoesia.tk

Elvira Daudet dijo...

Querido José María:

Precioso poema, sobre todo los versos: "Me abandono/al cuerpo que me ofrece/ el insomnio y el tiempo". Últimamante me gusta mucho lo que haces y me producía mucha frustración no poder decírtelo porque tu servidor me exigía tener los papeles en regla. Es curioso como las máquinas detectan de inmediato a los ilegales.

Te dejé un comentario, sin duda menos inteligente que el tuyo, que veo que se ha borrado. Los pasados días he tenido todo tipo de problemas informáticos; bloger se tragó un poemas y siete comentarios, entre ellos el tuyo, que además de inteligente era muy hermoso y sensible, y también mis respuestas. Cuando fuiste tan amable de insistír, te respondí a mi vez y veo que tampoco permanece. Esto nuestro por B o por C es un desencuentro permanente.
Un abrazo muy fuerte, con los dedos cruzados para que ésta vez no vuelen mis palabras.
Elvira

María Socorro Luis dijo...

Pues mi comentario también se perdió por lo que veo.

Te decía que cautiva esa voz y esos versos.

Y besos